Alexis, castigado al ‘B’

Alexis Sánchez no levanta cabeza desde que se marchó del Arsenal. El jugador del Manchester United protagonizó un altercado con el joven Mason Greenwood durante un entrenamiento en el que cruzaron algo más que palabras por una dura entrada. Ole Gunnar Solskjaer, que lo vio todo, tiene claro que el chileno debe buscar equipo y según los medios ingleses, en caso de no hacerlo será relegado al equipo de reservas.

Alexis está abierto a un traspaso, pero hasta el momento, el Roma es su único pretendiente (el Nápoles le cerró la puerta nada más preguntar por él) y no está dispuesto a hacerse cargo de la totalidad de su ficha, que es de 505.000 libras semanales, es decir, 28,35 millones de euros. En Old Trafford aceptarían pagar incluso un porcentaje de su ficha para que en Europa vean que el jugador sigue teniendo calidad. De aquí a mediados de temporada deberían hacer frente a 9,3 millones de euros, una cifra que no le importaría pagar al club si fuese habitual en el equipo. Tenerlo en el escaparate facilitaría quitárselo de encima cuanto antes, sabiendo que no tiene un hueco en el once titular pero sí el salario más alto de la plantilla.

Solskjaer es consciente de que salvo en raras excepciones, no va a jugar en la Premier League (sí lo haría en el resto de copas), especialmente tras la irrupción del nuevo fichaje, Daniel James, que marcó en el día de su debut como red devil en el 4-0 al Chelsea. Eso, unido al altercado con Greenwood (que ha convencido al noruego en pretemporada), harían que el jugador pase al equipo de reservas, como en su día hizo José Mourinho con Bastian Schweinsteiger. Alexis continúa recuperándose de una lesión.

El técnico no confía en un jugador que solo metió un gol en 16 partidos, es decir, desde que está a cargo del banquillo de Old Trafford. Quitarse su sueldo de encima no va a ser fácil y si los planes no salen como esperan, intentarán venderle en el mercado de invierno.

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com