Hinchas indignados: ¿Quién tiene las boletas para América vs Junior?


Liga Águila

Hinchas indignados: ¿Quién tiene las boletas para América vs Junior?

Jenny Gámez

No aparecen ni los revendedores que se habrían quedado con 15.000 entradas.

El caos por la boletería para la final de la Liga II 2019, entre América y Junior, crece a medida que se acerca la hora del juego, este sábado 7 de diciembre.

Un informe del diario El País de Cali detalla que de las 38.000 entradas que se pusieron a la venta a través del portal Primera Fila, cerca de 25.000 quedaron en manos de abonados, barristas y compradores de expendios como Cine Colombia, pero las restantes, unas 15.000, habrían quedado en manos de los revendores.

El dato llamativo es que se vendieron en menos de una hora, lo despertó suspicacias: “Las cifras señalan que para vender 13.000 boletas en una hora, se debieron vender 217 cada minuto o 3,6 entradas cada segundo”, calculó el mencionado medio.

Lo cierto es que la demanda en Cali es enorme y esas entradas, que no aparecen en puntos físicos, han empezado a aparecer en Internet.

En el popular portal Mercado Libre ya hay entradas con valores absurdos: una entrada para tribuna sur, que cuesta $25.000 pesos en tarifa plena, aparece en $190.000; mientras que una de $75.000, en occidental tercer piso, puede alcanzar la astronómica cifra de $1.000.000 y aparecen personas que venden paquetes de cinco entradas por $750.000 cada una.
 
En el marketplace de Facebook se consiguen boletas para occidental primer piso desde $450.000 y en plataformas como Stubhub los precios comienzan en $400.000.

Los seguidores del América en Cali están indignados por esta falta total de control del club y de las propias autoridades, que impulsa la actividad ilegal de especular con los precios del espectáculo y priva a las personas de estar este sábado 7 de diciembre en el estadio Pascual Guerrero.

No sobra recordar que, cuando ocurrió algo similar, en el partido Colombia vs Brasil por la pasada eliminatoria, la Fiscalía imputó cargos a varios directivos del fútbol por presunto concierto para delinquir, entre otros cargos.