El ERTE a la cantera del Barça: rebaja unilateral del 30%

Malos tiempos para La Masia. Y es que los chavales han sido los primeros en conocer de forma oficial que el club ejecutará un hachazo en sus nóminas en forma de un ERTE que tendrá vigencia a partir del 14 de marzo y se extenderá todo el tiempo que se alargue el estado de alarma. Con este ERTE, que afectará a todo el personal, tanto del Barcelona B como de los dos equipos del Juvenil, A y B, verán reducida en un 30% el importe de la nómina, aunque desde el Comité de Empresa se quiso dejar bien claro que en marzo cobrarán todo sin excepción,siendo la nómina de abril, que cobrarán en mayo, la que se verá reducida de forma notable el importe: no sólo se acumulará la rebaja del mes de abril sino también los 17 días del mes de marzo.

Los responsables de comunicar esta rebaja salarial han sido Patrick Kluivert, Jordi Roura y Aurel.li Altamira, ejecutivos responsables del fútbol base, que también verán rebajados sus sueldos de una forma sustancial. Según aseguraron en la reunión, ellos tendrán que resignarse con un 50% menos de nómina, mientras dure el estado de alarma. En todo caso, para muchos técnicos, empleados y jugadores se trata de un auténtico mazazo: estamos hablando, en la mayoría, de fútbol semiprofesional, por lo que las cantidades que se mueven no superan los 45.000 euros brutos anuales. El club en ningún caso ha abierto una tabla de negociación con el Comité de Empresa, consciente que la mayoría de contratos finalizan este 30 de junio, por lo que muchos trabajadores están atados de pies y manos a la hora de formalizar una protesta, al pendersu futuro de un hilo. De ahí, que la entidad haya decidido tirar por la directa en el caso del fútbol base y ejecutar de manera unilateral y sin concesiones una rebaja salarial del 30%.

En teoría, los siguientes expedientes de regulación de empleo que han de caer son a los deportistas profesionales de las secciones, con los que el club amenaza de ejecutar una rebaja del 70%, mientras que con los futbolistas del primer equipo todavía hay un margen de negociación para llegar a un consenso.